Roberto Duran vs Ken Buchanan: El golpe bajo

El 26 de Junio de 1972 el mundo era testigo del combate Roberto Duran vs Ken Buchanan.

El escocés Ken Buchanan ganó la versión de la AMB del título mundial del peso ligero tras 15 asaltos ante el panameño Ismael Laguna. Defendería su título dos veces antes de enfrentarse al aspirante de 21 años Roberto Duran, también panameño, en el Madison Square Garden de Nueva York. Duran vs Buchanan  finalizó en el decimotercer round, la mayoría de ellas claramente ganadas por el retador, con el popular Duran declarado ganador y nuevo campeón; Sin embargo, alberga una polémica para la historia.

Buchanan terminó retorciéndose de dolor en la lona, agarrando su ingle, con la cara desencajada del dolor. Tal era su agonía que apenas podía ponerse en pie y tuvo que ser llevado de vuelta a su esquina. Momentos más tarde, el árbitro Johnny LoBianco tomó la decisión de terminar la pelea, dictaminando que el campeón no estaba apto para continuar. Por razones desconocidas, LoBianco decidió hacer caso omiso a Buchanan y sus afirmaciones sobre un golpe ilegal.

Algunos en el ringside vieron el golpe que finalmente envió al escocés al hospital, pero el árbitro no lo hizo. Y durante años, a pesar de que un examen médico reveló lesiones graves en los testículos de Buchanan, muchos fanáticos de Duran han mantenido que la falta no determinó el resultado de la pelea. Algunos incluso afirman que no se cometió falta. O que era culpa del campeón si uno lo hizo, ya que se atrevió a intercambiar golpes después de la campana con el gran «Manos de Piedra». O que el escocés estaba fingiendo, presentando una actuación digna de un Premio de la Academia en un intento por obtener el Desafiador descalificado.

A medida que los segundos finales de la ronda 13 pasaban, los dos boxeadores se involucraron en un animado intercambio. Momentos antes, Duran casi había logrado encerrar a Buchananen en las cuerdas con un par de manos derechas, pero el campeón devolvió el ataque con cuatro grandes derechas y un gancho de izquierda en la campana. Duran intentó contraatacar y, después de que sonara la campana, LoBianco se abalanzó sobre él por detrás justo cuando conducía un uppercut de derecha hacia la ingle de Buchanan. El árbitro apartó a Duran; Buchanan volvió a caer en las cuerdas y posteriormente a la lona. Buchanan resultó herido. No hubo actuación involucrada. Fue golpeado en las partes íntimas después de la campana.

A pesar de ese golpeo no hay dudas de que el aspriante Roberto Duran fue claramente el mejor hombre de la noche. Había dominado la acción, anotando una caída en los primeros segundos y mantenido a Buchanan a la defensiva en casi todos los asaltos. Duran marcó un ritmo salvaje, sin mostrar respeto por el campeón, golpeando repetidamente con las manos derechas pesadas. Buchanan ya solo podía llevarse la victoria si lograba noquear al panameño.

También es cierto que no era la primera acción antireglamentaria de un Roberto Durán que de haber peleado en casa del campeón posiblemente hubiera sido descalificado. Pero el árbitro tan solo lo advirtió en la acción que acabó con Buchanan retorciéndose de dolor.

El desempeño de LoBianco se convirtió en el foco de muchas críticas posteriores y merecidamente. Perdió el control de Roberto y hizo la vista gorda en muchas acciones merecedoras de sanción,  Duran golpeó varias veces la cabeza contra el rostro del campeón. Buchanan afirmó  después que el enfoque de manos libres de LoBianco recompensó a Duran por cometer faltas y golpes bajos. «Nunca me protegió», dijo el golpeado ex campeón. «Cada vez que pienso en Duran, mis bolas duelen», le dijo a un entrevistador.

En marzo de 2002,  en privado, Duran finalmente reconoció el golpe bajo y se disculpó con el escocés.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Suscribete a la Hemeroteca

VIVE EL BOXEO