Azumah Nelson​ noquea terriblemente a Wilfredo Gómez​

El 8 de Diciembre de  1984 el mundo era testigo de un combate increíble. Azumah Nelson vs Wilfredo Gomez

Azumah Nelson vs Wilfredo Gómez

El puertoriqueño Wilfredo Gomez​ (41-1-1, 40 KO’s) defendía por primera vez su Título Mundial AMB pluma, recién conquistado ante Juan Laporte. Al otro lado del cuadrilátero el peligroso ganés Azuma Nelson (19-1, 14 KO’s).

Ambos tenían una derrota contra el mismo oponente, la leyenda mexicana Salvador Sánchez​.

Con tan solo 26 años, Wilfredo Gómez había visto más exitosas defensas de título de un cinturón que lo que la mayoría de los luchadores podían experimentar en múltiples carreras. Un récord de 17 defensas del cinturón de peso pluma junior del CMB, todas antes del límite. Se presentaba al combate frente Azumah Nelson con el título mundial de peso pluma del CMB.

Sorprendentemente una amplia mayoría de los medios de comunicación se volcaron sobre el combate disputado entre los pesos pesados, Gerry Cooney y George Chaplin. Queda en la memoria, la cita de Greg Simms, quién ya lo avisó con sus declaraciones «Atrevida ignorancia del juego de la lucha». El combate entre Azumah Nelson y Wilfredo Gómez era a todas luces el combate del fin de semana.

Wilfredo, ya siendo una leyenda, defendía en su tierra, Puerto Rico, el título mundial ante un pegador con puños de hierro. Y Azumah Nelson, quien aún estaba labrando su carrera, el hombre que posiblemente en mas apuros puso a Salvador Sanchez, sin apenas tiempo de entrenamiento. Posiblemente el que ambos hubieran caído ante la leyenda mexicana fue el motivo principal por el que mucho periodistas enfocaron el pleito como un duelo menor. Tremendo error.

«Nelson viene de Ghana con la esperanza de ganar, pero lamentablemente, este título se quedará aquí porque pertenece a los puertorriqueños. Mi objetivo es ganar tres títulos mundiales, y Nelson no va a bloquear mi carrera.» dijo Wilfredo Gómez en declaraciones previas al duelo.

Pero Nelson estaba totalmente decidido a bloquear tanto la carrera de Gómez como sus planes de enfrentar a un joven Julio Cesar Chávez, quien aún no se había puesto el cinturón. El nativo de Ghana, con un récord de 19-1 con 14 KO’s, no parecía dejarse impresionar por Bazooka Gómez. «No tendré ningún problema. Voy a noquear a Gómez en el quinto asalto «.

Gómez peleó con precaución al principio de la pelea, aparentemente desconfiando de la fuerza y ​​la capacidad de contrarrestar de Nelson. Wilfredo Gómez le fue bien cuando movía los pies y lanzaba golpes, pero psicológicamente, Azumah Nelson estaba respondiendo y cerrando el impulso ofensivo de Gómez la mayoría de las veces.

Justo cuando Gómez parecía estar encontrando el ritmo, Nelson consiguió una serie de manos derechas en la cuarta ronda que llenó a Nelson de confianza. Pero cuando Nelson presionó con malas intenciones, Gómez se vio obligado a ponerse de pie y pelear más, la fortuna hizo que Gómez avanzara.

Ya en el séptimo, con Nelson aterrizando alucinantes golpes arriba, pero también racibiendo innumerables disparos a la pelvis y los costados. Sin embargo, a medida que la mecha de Gómez se consumía, la lucha volvía a presentarse como en los inicios: Nelson cazaba y Gómez boxeaba con cautela. En el noveno asalto, Gómez parecía recuperarse, pero de nuevo se encontró con más manos derechas de Nelson en el décimo.

Momentos antes de que sonara la campana que marcaba el inicio del 11 ° asalto, el cornerman de Nelson, Bill Prezant, le dijo a su hombre que estaba perdiendo y que necesitaba intensificar más sus golpeos. Dicho y echo, el profesor, que antes de profesor fue alumno, y de los buenos, desató una furiosa ráfaga de golpes sobre Gómez, la metralla impactaba constante y poderosa durante prácticamente todo el asalto, hasta que finalmente Gómez cayó. Gómez se levantó, pero estaba muy desgastado, un par de manos derechas más fueron suficientes para dar por terminado Gómez.

«Cuando derribé a Gómez en la ronda once, estaba aturdido», dijo Nelson en «El profesor», su biografía de 2014. “El árbitro tuvo que detener la pelea, pero el árbitro trató de ayudarlo y le permitió continuar. Entré y lo engañé y luego lo tiré a la derecha, y él cayó al suelo. Se suponía que no debía recibir ese golpe, y no habría tenido que hacerlo si el árbitro lo hubiera detenido cuando debía».

En Ghana las calles se inundaron de gente celebrando. La transmisión se había retrasado debido a problemas con la transmisión de video internacional, pero el gobierno de Ghana compró los derechos para transmitir la pelea y hacer que la pelea sea accesible para todos en el país.

La victoria fue una bendición para un país que estaba sufriendo graves problemas económicos. «Toda Ghana se desató. Eran como las dos de la madrugada, y la gente salía corriendo a las calles. Si tenías un coche, estabas en él, haciendo sonar tu bocina «, aseguró  Peter Zwennes. No sería la primera vez, ni tampoco la última vez que Azumah Nelson haría que su país, Gana, temblara de orgullo.

En Puerto Rico hubo un montón de jaleo en el ring, el Boston Herald informó al día siguiente que Carl King, hijo del promotor de Nelson, Don King, fue apuñalado en la pierna en el camino desde el ring hasta el camerino.

 

Facebook
Twitter